Páginas vistas en total

lunes, 15 de octubre de 2012

Nuevos caminos...

El tiempo hizo que sucediese lo inevitable, los frecuentes y desenfrenados encuentros parecían haberse convertido en algo más y las conversaciones diarias habían ido adquiriendo un tinte sentimental que nos empujaba hacia las puertas que anteriormente habían flanqueado nuestros destinos.
Ahora estas puertas parecen abrirse ante nuestra presencia, empujadas por el deseo, controladas por nuestras emociones....y espero que esto sirva para acabar con la fragilidad unidireccional que la incertidumbre lograba implantar sobre la faceta anímica, la cual a su vez contagiaba a los profundos pensamientos y reflexiones que se generaban tras cada  despedida.
A partir de este momento serán nuestros pasos los que dibujen el camino a seguir, una senda por la que transiten y converjan las futuras realidades, un lugar en el que las ilusiones estén siempre presentes y los miedos ni tan si quiera se atrevan a acercarse. El horizonte ya no se dibujará sobre un fondo borroso y las barreras que nosotros mismos creamos como mecanismos de autodefensa irán despareciendo con el paso de los segundos, minutos y horas...
Olvidemos las confusas intenciones pasadas, dejemos que los resurgidos placeres nos guíen por la ruta adecuada, de esta forma haremos desaparecer cualquier atisbo de indiferencia interior  y  al fin conseguiremos afianzar aquello que antes nos resistíamos a imaginar por temor a no hallar la convincente estampa que hoy dibujan nuestros besos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario